Los panificadores afirman que han sido impactados por el alza en el precio de los ingredientes e insumos. Algunos, en tanto, están considerando reducir el tamaño del pan.


Al alza generalizada en los precios de los alimentos en lo que va del 2021, ahora se suma el de uno de los productos más consumidos por los salvadoreños, el pan. Algunos panificadores ya subieron su precio y otros están considerando aumentarlo o disminuir su tamaño, por el alto costo de los ingredientes. Entre ellos, los panificadores de Cuscatlán, Usulután y San Miguel.


En el oriente del país, algunos han tenido que cerrar sus negocios por el incremento de precios durante los últimos meses, indican. Mireya Aguilar cuenta con una escuela de gastronomía, panadería y pastelería en Ahuachapán y debido al alza en los precios de los ingredientes principales, asegura que ha tenido que subir el valor del pan dulce y pasteles. “Con lo primero que comenzamos a sentir el incremento, fue con todas las grasas, el aceite, la manteca, y luego vino el aumento con la harina. Básicamente todo ha subido. Nosotros hemos ido incrementando gradualmente, iniciamos con el 5% en el pan y en los pasteles con el 10%, porque se gasta más".


Según estimaciones del Centro para la Defensa del Consumidor (CDC) y Enlaces de las Asociaciones de Consumidores de El Salvador (ENLACES), la caja de manteca vegetal de 50 libras que costaba $26 en diciembre, hasta el 10 de septiembre había aumentado 58%, al cotizarse en $41. En el mismo período, el bidón de aceite pasó de $20 a $38. Por su parte, la harina fuerte de 50 libras que costaba un promedio de $15,50, aumentó 21%. Y la harina semi-fuerte y suave, que costaban $14,25, pasó a valer $ 16,25.


"El precio no lo he subido, pero sí hemos bajado la medida del pan. Así como vamos, en un futuro quizá me toque subir el precio. Me afecta porque la clientela ha bajado. Estaría muy agradecido si disminuyeran los precios de las materias primas para panificación", expresó Bryan Nájera, propietario de una pequeña panadería en Apaneca, Ahuachapán.


"En las panaderías la ganancia es mínima. Lo que pensamos hacer es reducir el tamaño del pan o dar menos unidades por el mismo precio. Son las únicas vías que tenemos como comerciantes de este rubro, porque el precio como tal es muy difícil", comentó Roberto Salguero, propietario de una panadería en Santa Ana.


Al aumento en los precios de los insumos, se suma el costo del gas licuado y del petróleo, "lo que está generando un impacto significativo en el sector", expusieron las fuentes consultadas.


MÉXICO

En México el pan de dulce tuvo un aumento de hasta 1 peso con 50 centavos en algunas panaderías de la zona sur de Tamaulipas. Lo anterior se debe a que los insumos que las panaderías compran, como es el caso de los costales de harina, también han sufrido incrementos.


De ahí que los propietarios de panaderías han optado por hacer ajustes en el precio del pan dulce, que es el de mayor demanda, así como en el pan francés, cuya pieza subió de 3 a 4 pesos. Quintín González Lima, presidente del Consejo de Administración de la panadería “La Flor de México”, dijo que ha sido inevitable hacer ajustes en el precio de sus productos al sufrir incrementos en la materia prima.


Por su parte, comerciantes de tortas (sándwiches) de la barda resienten también un golpe más a los insumos básicos que utilizan para vender este alimento. Y es que el precio del pan francés aumentó 50 centavos y ello les genera un impacto en su economía. Leopoldo Bracamontes, comerciante de las tradicionales tortas de la barda, dijo que ya son varios productos los que han aumentado, como es el caso del aguacate, el cual es indispensable en la elaboración de este platillo típico. Agregó que pese a esta escalada de precios, no contemplan aumentar el costo de la torta y van a mantenerlos por lo que resta del presente año.

7 visualizaciones0 comentarios