top of page
GRAFICA SE BUSCA LMM_2024_1080x1080.jpg

Helados italianos con sabor siciliano HELADERÍA OGGI


A pasos del Metro Tobalaba, a comienzos del 2019 se abrió Oggi, una heladería italiana 100% artesanal, con sabor siciliano, que es de donde provienen sus dueños Roberto Gimmillaro y Francesca Dovile.

En ella, todo se elabora con ingrediente 100% naturales, sin productos industriales. “Nada de colorantes ni conservantes”, nos dice Roberto.

Cuenta con mesas para atención de clientes dentro del local y en una terraza techada. Al fondo, en tanto, está la zona que llaman el “laboratorio”, que es el lugar donde fabrican sus helados y está a la vista.

Ese es el sello de Oggi (sigla de Officina Gelato Gusto Italiano), una heladería que partió hace 9 años en la ciudad de Udine, al norte de Italia. Es una marca muy reconocida allá. Hoy también está en Milán, Bolonia y Roma, Atenas y Barcelona.

A Chile llegó porque Roberto se enamoró de nuestro país luego de varios viajes con su ex esposa chilena, donde venía a disfrutar de las Fiestas Patrias. En ese contexto, se dio cuenta de que había una oportunidad para instalar una heladería italiana como Oggi, donde él trabajaba.

Con esa idea en mente viajó varias veces más para analizar en profundidad el mercado e interiorizarse de los trámites que debía cumplir para poder crear una empresa. Recuerda que también tomaba micros y se bajaba en distintos barrios para observar el entorno. “Tenía que elegir el lugar donde iba a vivir y dónde iba a trabajar”.

Finalmente encontró un pequeño local en Providencia. Se decidió a traer la franquicia de Oggi y su nueva compañera y socia se aventuró a acompañarlo. Entonces Roberto vendió todo y se trasladaron a Chile el 2018.

En enero de 2019 inauguraron el local, que era la mitad de lo que es el de hoy. “Yo tenía bastante miedo, pero nos fue bien. La gente entraba y se sorprendía de que en verdad éramos italianos. Los clientes se fueron pasando el dato y llegaron más personas. Hasta que nos hizo un reportaje el diario La Tercera y esto explotó. Luego vinieron de canal 13 y algunas radios. Tuvimos 10 meses maravillosos y, cuando estábamos en el mejor momento por las notas de prensa, llegó el “estallido social”, luego la pandemia y las ventas bajaron al mínimo.

No quisieron despedir a nadie, así que sus empleados se fueron con “suspensión laboral” para así mantener sus empleos. Roberto y Francesca se encerraron por 157 días y trabajaban desde las 6 de la mañana hasta la 1 de la madrugada haciendo los helados. Atendían venta para llevar, delivery y él preparaba los cafés.

Así sobrevivieron a la pandemia. “Francesca fue fundamental, sin ella no estaría donde me encuentro ahora”.

Poco a poco, en la medida que ya podían atender a las personas con aforo, se fueron incorporando los trabajadores y arrendó el local de al lado para aumentar los espacios y poder producir y vender más. Su equipo de trabajo lo conforman actualmente 9 colabores, más él y Francesca.


SU OFERTA

Llama la atención en Oggi que sus helados no están a la vista en una vitrina, como es habitual en Chile. Los tienen en unos recipientes metálicos refrigerados para resguardar la calidad del producto.

Al momento de nuestra visita contaban con 19 sabores disponibles, que se podían ver en fichas colgadas en la pared. Todos elaborados en el día.

Aunque hay algunos sabores conocidos para el paladar local, como pera, plátano o tiramisú, hay otros de receta propia que vale la pena probar. Uno es el de “Pulcinella“, una creación de Carmelo Chiaramida, el fundador de Oggi, que está hecho con ricotta fresca, virutas de chocolate y cáscaras de naranja.

El de “Nocciola”, que es de avellanas del Piamonte tostadas a mano, mientras que el “Crema di latte” es de pura leche fresca. Para quienes prefieren algo amargo, ofrecen el “Puro fondente”, de chocolate negro cremoso y sabor intenso. ¡Lo comprobamos!

Los precios de estos helados van desde los $2.500 hasta los $3.500.

En los días más calurosos, algunos piden la granita, que es un helado refrescante y un poco líquido, muy típico en Sicilia. Sólo lleva fruta, agua y azúcar, y se sirve en una copa. Se puede escoger entre cerca de cinco sabores; entre ellos, manzana-canela, café o almendra.

Para los golosos hay otra delicia italiana, el brioche siciliano. Se trata de un sándwich helado, hecho con un pan brioche que se rellena con dos sabores que escoge el cliente.

También hay un helado de limón, que PanArte puede confirmar que es igual a un gelato que este medio disfrutó en Italia. Se nota que se utilizan limones y no sucedáneos.

En esta singular heladería trabajan de lunes a domingo de 9 AM a 8 PM. Y allí, definitivamente se pueden encontrar sabores no hay en otros lugares.

La franquicia que se trajo Roberto es un poco particular, porque es de concepto. Esto, ya que según nos explica, todo lo producen acá con insumos locales, menos los frutos secos, como el pistacho siciliano y la avellana, que importan. “Nos interesa tener el producto de calidad más alta posible. Así que personalmente elijo la leche, la crema, los quesos y la fruta en Chile, que son los insumos base del gelato”.

En la actualidad cuenta con una fiel clientela, que con frecuencia prueba las distintas variedades de sus helados y otros productos de bollería y café. Muchos de ellos son italianos o descendientes de italianos, que buscan conocer los sabores de sus raíces.

En estos casi 5 años han pasado muchas personas por Oggi. Pero Roberto destaca a unos jóvenes que tuvieron su primera cita en su heladería y que están a punto de tener un hijo.

Su popularidad también ha llegado a las redes sociales, donde tienen unos 40 mil seguidores. “Siempre me preguntan cuánto invierto en eso, y son 5 lucas al mes. Entonces, el crecimiento lo han generado nuestros clientes. Afortunadamente es un producto muy agradable, por lo que la gente se saca fotos y hace videos y, en muchos casos, por eso llegan personas nuevas y nos siguen en nuestras redes”.

Le preguntamos cuál es la diferencia entre un helado típico que se encuentra en Chile y un gelato italiano. Nos dijo que en nuestro país se ha desarrollado una heladería más bien gringa, que es más industrializada. A diferencia de la italiana, que se hace con productos frescos. Nosotros respetamos la receta clásica italiana, que está hecha con alimentos naturales. De esta forma, el protagonista es el producto y el coprotagonista es la receta. Esa es la diferencia más grande”.

“Nuestros helados tienen menos aire y más producto. A los otros le introducen químicos, que ayuden a la mezcla a englobarse… Asimismo, les ponen más azúcar y anticongelantes. Por eso no se dividen con facilidad. En cambio, nosotros los tenemos tapados para que el frío sea parejo. Los tenemos a -10 °C porque son del día. Y cuando se acaba un sabor, yo preparo más de inmediato. Esto es coherente con el nombre Oggi, que en italiano significa hoy”, agrega.


Para quienes deseen disfrutar de esta sabrosa propuesta, lo pueden hacer en sus 2 locales: Holanda 310, Providencia y Alonso de Córdova 4226, Vitacura.


Comments


bottom of page