Quedan pocas semanas para que llegue la Navidad y ya innumerables vitrinas están decoradas y muchos tienen en mente las fiestas que se avecinan...


La magia de estas fechas no es sólo dar y recibir obsequios, sino que compartir bellos momentos con la familia y amigos cercanos. Y es justamente en esa instancia, donde nuestra industria puede ser un gran aporte.


Por ello, las panaderías y pastelerías ya se están preparando para ofrecer a los clientes aquellos productos específicos para consumir en estas festividades, porque uno de los grandes placeres de estas celebraciones, es ir a comprar y degustar ricos alimentos.


La oferta típica de Navidad la encabezan los panes de pascua tradicionales y especiales (sólo con frutos secos), los Stollen y ahora el pan de pascua libre de azúcar añadida (ideal para diabéticos o para quienes desean cuidar la dieta). Además se venden muchas galletas de miel bañadas en chocolate, con glacé y mostacillas, decoradas para la ocasión.


Otra línea destacada la conforman las casitas de Navidad de galletas de miel, rellenas con dulces o con figuritas de Hansel y Gretel. También se elaboran figuras de mazapán alusivas a la fecha y galletas con la figura del hombre de jengibre (el mismo que la saga de Shrek puso de moda hace ya varios años entre los niños). Asimismo, encontramos diversas figuras de Viejo Pascuero, que pueden ofrecerse en mazapán, en chocolate o en azúcar.


Pero no nos olvidemos de las tortas, que son solicitadas como postres para las cenas de Navidad. En las pastelerías más tradicionales, no falta el Cremeschnitt o pastel de mil hojas, a base de masa de hojaldre rellena con crema chantilly, crema pastelera y manjar. Este último ingrediente no pertenece a la receta original, pero se ha incorporado en algunos negocios a pedido del público.


Cada año brillan también tortas como las de merengue. En el caso de los clientes de mayor edad -nos comentan en algunas pastelerías-, las solicitan más con lúcuma, pues les traen muchos recuerdos de pasado. En tanto que en los más jóvenes, la preferencia se marca por las que tienen frambuesas o frutillas.


Para delicia de los niños, también los padres compran las tradicionales tortas de chocolate, que nunca pasan de moda. Igualmente, una gran variedad de las de panqueques, que por su consistencia alcanzan para una mayor cantidad de comensales.


VENTAS

Al hacer la consulta a diversas pastelerías, nos confirman que las ventas principales se concentran en la segunda quincena de diciembre, particularmente el día 24 o en las horas previas a la Noche Buena, cuando las personas buscan ese postre para la cena o algo dulce para el desayuno de Navidad.


Una de las líneas más interesantes que se ha desarrollado en los últimos años es la coctelería. En este caso, las ventas aumentan entre 60% y 70% entre Navidad y año nuevo. Ello, porque los clientes se concentran en cocinar exclusivamente para la cena. En dichos casos, optan por una amplia variedad de tapaditos, pizzetas, pequeños dulces y otros productos ligados a este servicio. A eso se añade un nuevo peak en el consumo de tortas, como uno de los postres preferidos para celebrar el inicio de un nuevo año.


PROVEEDORES

Para ver cómo podemos innovar en esta temporada, conversamos con representantes de la industria proveedora.


Cristina Oyarce, jefa de marketing y servicio de Watt’s industrial, agrega que ofrecen un amplio “portafolio de productos para las preparaciones navideñas. Para las tortas y pasteles tenemos la línea de cremas Calo (láctea, vegetal y pastelera), las mermeladas Gold Watt’s y el manjar Calo. En los panes de pascua, Stollen, queques de Navidad y galletas, nos destacamos por el sello inconfundible de la margarina Hornito Horneo. Y además contamos con las nuevas coberturas de chocolate Calo, que han tenido gran éxito por su versatilidad y sabor”.


Para apoyar la innovación, señala que el “equipo del Centro de Desarrollo de Cliente estará brindando cursos y asesorías durante noviembre y diciembre. Asimismo, publicaremos en nuestras RRSS (redes sociales) ideas de elaboraciones navideñas para que nuestros seguidores se inspiren con nuestros productos”.


Finalmente destaca que están relanzando su margarina de calidad premium “Condesa Baterkrim”, con excelentes cualidades de cremado, fácil incorporación de líquidos (huevos), gran rendimiento y la mejor la calidad y sabor para los productos finales. “Es ideal para queques, galletas finas y crema de mantequilla”.


Por su parte Saúl Araus, ejecutivo comercial de Teknomeal, indica que las maquinarias que ofrecen ayudarán a los industriales a cumplir con los volúmenes de producción y la estandarización del producto que se demanda en época de fiestas. “La maquinaria de buena calidad permite optimizar los procesos, da independencia de la mano de obra y logra generar más tiempo que puede ser invertido en otras actividades”.


En tanto Camila Robles, subgerente de marketing de San Jorge, puntualiza que para estas fiestas su marca puede aportar a las empresas que venden bandejas con aperitivos. “Tenemos salames y jamones ideales para acompañar el cocktail de Navidad y año nuevo. Estos productos son perfectos para esas fechas, ya que son versátiles, sabrosos y para todos los gustos. Además, se pueden elegir en formato laminado o por laminar y pueden ser usados en tablas de cocktail, tapaditos o diversas preparaciones”.

4 visualizaciones0 comentarios